Canal RSS

Archivo mensual: diciembre 2011

Una vida dedicada al Señor

Una vida dedicada alSeñor

Yolanda Porro fue una mujer virtuosa como lo dice la Biblia. Una mujer amorosa y servicial con todo el mundo. Fue el ejemplo de una mujer cristiana abnegada y paciente.

Mujer amorosa y hacendosa, Yolanda Porro Rodríguez se ganó un lugar preponderante dentro del cristianismo. Entregó su vida a la Obra, con vocación y precisión cuando le tocó la hora de predicar el Evangelio. En suma, fue una cristiana virtuosa y ejemplar.

Tenía esa fortaleza que solo otorga el amor por lo eterno, esa confianza que se cultiva en la oración paciente. Yolanda Porro Rodríguez vivió al servicio de Dios con total conciencia. Una mujer, nacida en Camagüey, Cuba, el 25 de julio de 1932, que se transformó en una heroína de la fe de Jesucristo a lo largo de más de cuatro décadas.

Trabajó con abnegación en territorio cubano y peruano y dejó un legado valioso de fe. Lo hizo con sumisión, como lo dicta el Todopoderoso, y en silencio. Un silencio que hoy se rompe para que el estruendo y esplendor de una vida ejemplar trascienda y se multiplique en todo el mundo.

Hija de Cornelio Porro e Inés Rodríguez, desde muy joven Yolanda desarrolló una intensa vida ligada al cristianismo. Su fe en Cristo le hizo ser una fiel creyente que se destacó por su inclinación a la oración, la comunicación con el Creador, y suhumildad para acatar las verdades contenidas en las Sagradas Escrituras.

Se unió al pueblo de Dios a inicios de los años cincuenta, en pleno gobierno de Ramón Grau San Martín, luego de una poderosa campaña del predicador norteamericano Tomás L. Osborn en la que uno de sus tíos, quien sufría de epilepsia, fue curado milagrosamente. Después de aquello, y con la compañía de su tía Margarita Porro, fue una de las fieles más comprometidas de la Iglesia “Aleluya”.

Fue justamente la tía Margarita, otra mujer evangélica de gran compromiso conDios, la que contribuyó de muchas formas a marcar el rumbo de su vida. Ella la acogió en su casa de Camagüey, la capital de la provincia más oriental del centro de Cuba, cuando dejó la hacienda donde vivió con sus padres en sus primeros años de vida y viajó a la ciudad para continuar sus estudios. Fue también la persona que tendió el puente para conocer a Rodolfo González Cruz, hoy líder del Movimiento MisioneroMundial en el Perú. Ella, además, cooperó y apoyó para que Yolanda uniera su vida a Rodolfo en matrimonio.

En esta parte de la historia de Yolanda Porro cobra especial importancia la figura del pastor Rodolfo González Cruz. Cinco años menor que ella, pero en el mismo nivel de compromiso con Dios, Rodolfo engrandeció y amplió la biografía de esa joven de rasgos físicos muy finos y selectos.

Todo empezó a mediados de 1955 cuando Rodolfo, que trabajaba en la bodega de su padre, un buen día llevó un pedido a la casa de la familia Porro y se encontró con Yolanda. Ese fue un momento cumbre en sus vidas. Según confesión de parte, ambos sintieron “una especie de descarga eléctrica” y se “miraron a los ojos por casi una eternidad” y quedaron prendados uno del otro. Un tiempo después, el 8 de febrero de 1956, se casaron en la iglesia “Aleluya”, el mismo templo al que solían asistir.

Ya unida en matrimonio a Rodolfo González, con quien procreó siete hijos, Yolanda pronto se constituyó en la fuerzainvisible que impulsó un ministerio pastoral fructífero. Con su apoyo y respaldo, el actual Tesorero del Movimiento Misionero Mundial (MMM) que por ese entoncescumplía una acertada y fecunda labor evangelizadora en la isla más grande de las Antillas Mayores, consolidó su plenaconsagración al Señor. De igual forma, ella lo animó a unir esfuerzos con el reverendo Luis M. Ortiz, fundador del MMM, para tender las bases de lo que hoy es una Obra enorme.

Mujer amorosa y hacendosa, Yolanda Porro además supo enfrentarse, con fe y oración como mejores armas, a los excesos de la revolución cubana que había provocado la caída de la dictadura de Fulgencio Batista y desconfiaba de la transparencia del cristianismo. El gobierno revolucionario tomó preso al pastor Rodolfo, en 1967 por un “delito” que nunca cometió y durante tres largos años, ella tomó el puesto de su esposo al frente de uno de los templos más renombrados de la Iglesia Pentecostal de Cuba. Con dedicación y firmeza, demostró allí ser una creyente sumamente espiritual, trabajadora y estudiosa de la Escritura. Asumió con mucha responsabilidad la tarea que el Altísimo le encomendó.

Once años más tarde, el 25 de marzo de 1981, la Misionera Yolanda, reconocida como tal en 1964, llegó al Perú junto a partede su familia, guiada por una revelación divina que los convocaba a emprender la propagación de los enunciados del cristianismo.

Desde el primer instante en que pisó suelo peruano, en el que aun se respiraba las secuelas del conflicto armado del “Falso Paquisha” con Ecuador, la hermana Porro se convirtió en el fiel de una balanza de esperanza en quien Dios reposó el clamor del pueblo evangélico peruano que buscaba conocer la sana doctrina de Jesucristo. Una corriente que gracias a ella, y a la labor del Rev. Rodolfo González, se instaló en la nación latinoamericana con mayor pasión que las creencias tradicionales y germinócasi de inmediato.

Sin afanes protagónicos ni apego alguno a la notoriedad, Yolanda Porro se ganó un lugar preponderante dentro de la estructura del MMM en el Perú por su silencioso trabajo. Su entrega a la Obra, sus esfuerzos denodados como el complemento ideal del reverendo González, su vocación por el clamor al Todopoderoso y su precisión a la hora de predicar el Evangeliole valieron ser reconocida como la imagen viva de una cristiana virtuosa capaz de ser el prototipo de creyente ideal de la fe en Dios.

También cosechó elogios por su interés en la educación de la comunidad evangélicaperuana y fue el factor decisivo para lafundación en 1992 del primer colegio INTERNACIONAL ELIM, que actualmente se ha extendido en diversas ciudades peruanas.

Desafortunadamente, Yolanda Porro Rodríguez tuvo un paso relativamente corto por este mundo. El 10 de julio de 1995 emprendió un viaje sin retorno al encuentro con el Señor con 62 años a cuestas. Sin embargo, en la historia de la corriente evangélica de habla hispana, a partir de allí, resalta como una figura destacada de la difusión del credo de Dios. Una personalidad que enalteció el poder y la gloria del Todopoderoso. Una mujer, cubana de nacimiento pero peruana por elección, que siempre estará en el recuerdo del Rev. Rodolfo González y en el consciente colectivo de los seguidores del Salvador.

 

UNA MUJER VIRTUOSA

“Yolanda Porro fue una mujer virtuosa como lo dice la Biblia. Una mujer amorosa y servicial con todo el mundo. A todo aquel que necesitaba ayuda le daba una atención cariñosa. Fue el ejemplo de una mujer cristiana abnegada y paciente. Siempre se mantenía alabando a Dios, orando en todo momento y siempre sirviendo en la Iglesia. Yo estoy contento de haber tenido una esposa así. Mi matrimonio con ella fue de mucha bendición y de enorme felicidad.

Mi esposa fue una gran colaboradora. Me respaldaba siempre. Realmente fue una joya preciosa, una mujer de oración que amaba la Obra, que lloraba por las almas, que siempre me inspiraba y siempre tenía una palabra buena para mí. Me respetaba mucho y confiaba en mí porque veía mi integridad en el servicio del Señor. Su apoyo sirvió para que el MMM se consolidara en el Perú. Si estuviera viva cuánto se gozaría al ver el engrandecimiento del Movimiento Misionero Mundial.

Cuando ella falleció me fue muy difícil enfrentar su partida. Confieso que quise morirme y quise que Dios me llevara a su presencia. Sufrí muchos meses. Lloraba mucho de día y de noche porque siempre ella estuvo junto a mí, todo el tiempo, y además porque la amaba mucho y era mi complemento en todo. Con el paso de los años he entendido que fue la voluntad del Señor que Yolanda Porro partiera a su encuentro aquel 10 de julio de 1995”. Rev. Rodolfo González Cruz.

Fuente: Impacto Evangelístico

Anuncios

La Vid y el Pámpano

La Vid y el Pámpano

Rev. Ramón Aponte

El pámpano está unido a la vid, y allí es donde crece, se desarrolla y recibe lo que necesita para vivir en abundancia y en fortaleza.

“Yo soy la vid, vosotros los pámpanos; el que permanece en mí, y yo en él, éste lleva mucho fruto; porque separados de mí nada podéis hacer”, Juan 15:5.

La adhesión del pámpano a la vid le permite no solamente recibir el alimento, sino también le ayuda a llevar una vida fructífera. Las responsabilidades de la vid y del pámpano son muy diferentes; la primera ofrece vida y abundancia, mientras que el segundo ha de permanecer adherido, y prosperar lo que la vid le ha dado.

Cristo dijo a sus discípulos: “Yo soy la vid verdadera, y mi Padre es el labrador. Todo pámpano que en mí no lleva fruto, lo quitará; y todo aquel que lleva fruto, lo limpiará, para que lleve más fruto. Ya vosotros estáis limpios por la palabra que os he hablado. Permaneced en mí, y yo en vosotros. Como el pámpano no puede llevar fruto por sí mismo, si no permanece en la vid, así tampoco vosotros, si no permanecéis en mí. Yo soy la vid, vosotros los pámpanos; el que permanece en mí, y yo en él, éste lleva mucho fruto; porque separados de mí nada podéis hacer. El que en mí no permanece, será echado fuera como pámpano y se secará; y los recogen, y los echan en el fuego, y arden. Si permanecéis en mí, y mis palabras permanecen en vosotros, pedid todo lo que queréis, y os será hecho. En esto es glorificado mi Padre, en que llevéis mucho fruto, y seáis así mis discípulos” (Juan 15:1-8).

El apóstol Pablo declara en la epístola a los Romanos 8:35-39, una serie de preguntas y de refutaciones con respecto a unos factores que podrían separarnos de Cristo, nuestra vid: “¿Quién nos separará del amor de Cristo? ¿Tribulación, o angustia, o persecución, o hambre, o desnudez, o peligro, o espada? (…) Antes, en todas estas cosas somos más que vencedores por medio de aquel que nos amó. Por lo cual estoy seguro de que ni la muerte, ni la vida, ni ángeles, ni principados, ni potestades, ni lo presente, ni lo por venir, ni lo alto, ni lo profundo, ni ninguna otra cosa creada nos podrá separar del amor de Dios, que es en Cristo Jesús Señor nuestro”. Asimismo, en la carta a los Filipenses 4:13, leemos como sigue: “Todo lo puedo en Cristo que me fortalece”.

Todo cuanto precede se hace realidad en la vida del cristiano bajo la condición de que éste mantenga un estado de comunión constante con la vid. La preposición “en” (en Cristo) expresa perfectamente esa idea de reposo, de permanencia o de fusión entre nosotros y el Señor Jesucristo. ¿Por qué hallamos en nuestro entorno cristianos tristes, para quienes la Palabra de Dios es una carga e ir a la Iglesia un fastidio? Simple y llanamente porque no están adheridos a la vid, y por ende, no se benefician de la vida abundante que emana de ella.

La dependencia del cristiano con respecto a Cristo no puede ser parcial ni tampoco incompleta, sino total. Dios tiene que estar involucrado en todos y en cada uno de los ámbitos de nuestra vida: espiritual, físico, material, etc. Este es un aspecto fundamental y crucial en la vida del creyente. Nuestro amado Salvador advirtió claramente que, por cuanto somos pámpanos, no podríamos hacer nada separados de Él (Juan 15:5).

Y es que, amados lectores, el pámpano separado de la vid no tiene valor ninguno, y ni siquiera se puede reciclar su madera para crear algo útil. La savia que la vid le proporciona al pámpano todos los elementos necesarios para que éste sea fructífero. La dependencia de Dios, pues, hace que no deseemos llenarnos con cosas del mundo, porque llevamos una vida de plenitud en Él.

Los pámpanos infructíferos son echados al fuego, como les recuerda el Señor Jesucristo a los que escuchaban sus predicciones. Es más, la madera del pámpano, por su naturaleza, ni siquiera permite mantener el fuego avivado, y solo se reduce a cenizas que lleva el viento. ¿Está usted adherido a la vid verdadera? ¿Está recibiendo la savia que hará de usted un pámpano fructífero? Las advertencias de Cristo al respecto son claras. Retornemos, pues, a una una comunión genuina y a una dependencia exclusiva de Él. Dios les bendiga.

 

Fuente: Impacto Evangelístico

“En el Monte Calvario”

“En el Monte Calvario”
1
20 de Diciembre del 2011

Este tremendo himno fue escrito en 1913 por George Bennard. Este hombre, nacido en 1873 en Columbus, en el estado Americano de Ohio, primero compuso el tema musical basándose en la cruz de Cristo.

GEORGE BENNARD (1873-1958)

George Bennard nació en la localidad de Younstown, Ohio.

George era hijo de un hulero estadounidense que falleció cuando el muchacho tenía dieciséis años. Este hecho impidió a George llevar adelante su vocación de cursar estudios para evangelizar pues tuvo que sostener a su madre y a sus hermanas. Su conversión se produjo una vez casado y cuando trabajaba en el Ejército de Salvación. En este organismo él y su esposa llegaron a ser oficiales. Después presentó su renuncia y llegó a ser evangelista con la iglesia Metodista Episcopal, tanto en Estados Unidos como en Canadá.

Escribió unos 300 himnos y unas cuantas melodías. Old rugged Cross (En el monte calvario) es el himno más conocido de Bennard, quien compuso tanto la melodía como la letra. Bennard explica las circunstancias en que produjo el himno.

En 1913 había estado orando por que el Señor le diera una comprensión plena del significado de la cruz y de su lugar en el cristianismo. Cuando vino a “ver” al Cristo de la cruz, la escena presentaba un método, bosquejó un proceso y reveló una consumación de una experiencia espiritual. “Mientras contemplaba esta escena mental me vino el tema del himno y con él la melodía. Pero no vinieron los versos; una voz interior parecía decirme: ‘Espera.’ Pasaron varias semanas de predicación en Michigan y Nueva York y de repente la letra vino casi sola y la anoté con facilidad”.

Muy pronto el himno llegó a ser muy popular. Bennard vivió sus últimos años en Reed City, Michigan donde la Cámara de Comercio de la ciudad erigió una cruz cerca de su domicilio.

Existe también la Old Rugged Cross Historical Museum en esta ciudad, donde se rememora el trabajo de George Bennard.

HISTORIA DEL HIMNO EN EL MONTE CALVARIO

Este tremendo himno fue escrito en 1913 por George Bennard. Este hombre, nacido en 1873 en Columbus, en el estado Americano de Ohio, primero compuso el tema musical basándose en la cruz de Cristo. Al parecer leyó todos los pasajes de la Biblia que hablaban de la cruz cuando compuso la música, pero la letra vino un par de semanas después, tras experimentar una crisis en su vida.

Un conocido cantante evangelista, George Beverly She, en la introducción que hizo en una de sus grabaciones, dijo lo siguiente: “Yo era solo un niño en Winchester, Ontario. Un día, dos cantores de USA vinieron a mi casa y pidieron a mi madre que tocase el piano para ellos mientras cantaban un cántico que, dijeron, era nuevo. Yo estaba perplejo escuchando junto al piano y observando sus caras tal como describían, en este precioso himno, los sufrimientos del Señor. Más tarde yo conocí la maravilla del perdón de Dios”.

La mejor forma de saber cuál fue el proceso de esta composición es leyendo al propio autor, quien en sus propias palabras lo describía así: “La inspiración vino a mí un día de 1913 cuando estaba en Albion, Michigan. Comencé a escribir “The Old Rugget Cross,” (su título original). Compuse la melodía primero. Las palabras que escribí al principio eran imperfectas. Las palabras del himno completo vinieron a mi corazón en respuesta a mi propia necesidad. Poco después fue introducido en unas reuniones especiales en Pokagon, Michigan, el 7 de junio 1913. La primera ocasión que se escuchó fuera de la Iglesia de Pokagon fue en el Instituto Evangelístico Chicago. Allí se presentó frente a una gran audiencia, y poco después llegó a ser extremadamente popular a través de todo el país”.

Siguieron a este himno cuarenta y cinco años de ministerio en la vida de Bennard. Durante los mismos compuso muchos otros himnos. Pero ninguno de ellos consiguió llegar a ser tan favorito de los creyentes como éste.

Bennard fallecía el 9 de octubre de 1958, a la edad de 85 años.

Sus últimos años los vivió cerca de su ciudad natal, en Reed City, Michigan. Allí existe una gran cruz con las palabras grabadas: “The Old Rugged Cross”- Hogar de George Bennard, compositor de este amado himno.

EN EL MONTE CALVARIO

En el monte Calvario se vio una cruz,

emblema de afrenta y dolor.

Y yo quiero esa cruz do murió mi Jesús

por salvar al más vil pecador.

¡Oh! Yo siempre amaré esa cruz,

en sus triunfos mi gloria será.

Y algún día en vez de esa cruz,

mi corona Jesús me dará.

Aunque el mundo desprecie la cruz de Jesús,

para mi tiene suma atracción.

Porque en ella llevo el Cordero de Dios

mi pecado y mí condenación.

En la cruz do su sangre Jesús derramó

hermosura contemplo en visión.

Pues en ella el Cordero inmolado murió

para darme pureza y perdón.

Yo seré siempre fiel a la cruz de Jesús,

Sus desprecios con él sufriré.

Y algún día feliz con los santos en luz,

para siempre su gloria tendré.

SOMETIMIENTO 2012

 

Este viernes desde 30 de diciembre, desde las cinco de la tarde Respuestas On Line realizará una transmisión especial desde Medellín, Colombia. En esta oportunidad, se contará con la presencia del presidente internacional del Movimiento Misionero Mundial, Reverendo Gustavo Martínez Garavito.
No deje de sintonizar esta videoconferencia a través de la cual conoceremos el por qué del lema de la Obra para el año 2012 y las razones de su elección. Ya lo sabe ingrese a www.betheltv.tv/respuestasonline.

Hombre que mató a 20.000 personas se convierte a Cristo

 

Su nombre es Joshua Milton Blahyi, una vez fue llamado uno de los señores más temido en la guerra de Liberia. Él confesó haber matado a unas 20 mil personas durante 14 años de guerra civil en dicho país.

Pero ahora Joshua Milton Blahyi, se declara una nueva persona, es un cristiano evangélico y dice que está arrepentido de sus pecados y ha confesado a Jesús como su Salvador, así que se ha dedicado a evangelizar su nación y pide perdón a aquellos que les hizo daño.

Blahyi, fue seleccionado por The Economist y PBS NewsHour, para que contara su historia en un documental titulado: “La redención del general Butt Naked” (The Redemption of General Butt Naked).

El film, es escalofriante por la impresión que deja de cómo fue la vida de Joshua Milton Blahyi y también cómo renunció a su pasado violento, una historia que ha sorprendido a miles de personas porque fue un señor de la guerra brutal de África.

¿Podría esta persona existir realmente?

Los cineastas Eric Strauss y Anastasion Daniele, pasaron cinco años con Blahyi, siguiendo de cerca su problemática vida, mientras buscaba el perdón de sus ex soldados y sus numerosas víctimas.

Strauss, se interesó en Blahyi, después de haber leído sobre él en un libro llamado los lugares más peligrosos del mundo.

“Fue sólo un pequeño relato sobre un caudillo famoso, que había matado a miles y ahora andaba caminando por las calles predicando la verdad y la reconciliación”, dijo Strauss a Los Ángeles Times. “Me preguntaba, ¿Podría esta persona existir realmente? ¿Fue esta transformación extremadamente posible?”, dice Straus. Anastasion añade: “¿Y cómo se escucharía en el mundo real?”.

Ofreciendo una visión de sus preguntas a través de su documental, los realizadores crearon The Redemption of General Butt Naked, destacando la fe y el perdón.

“Solo el cristianismo puede ayudar a esta nación, porque el cristianismo, es la única creencia, la única fe que te dice que debes amar a tus enemigos, a aceptarlos y perdonar a quien te hace daño”, declaró Blahyi, en un extracto de la película, de acuerdo con PBS.

“Todos los que ves aquí sentados eran rebeldes conocidos. Lo único que es capaz de desarmar es el amor, el amor fue el que me desarmó. Sólo Dios es capaz de cambiarte la vida”.

Antes de su conversión, Blahyi, fue un miembro de la tribu Sarpo en Liberia, fue asesor espiritual del fallecido presidente de Liberia, el sargento Samuel K. Doe.

A los 11 años, fue iniciado como un sacerdote tribal y participó en su primer sacrificio humano, que practicó mensualmente hasta los 25 años. Más tarde fue nombrado como sumo sacerdote del pueblo Krahn y consejero espiritual de Doe, Blahyi dijo que en su vida pasada, se reunió con regularidad con Satanás con el cual habló varias veces.

Fue apodado: “General Butt Naked” (Butt, el General Desnudo), porque cada vez que entraba en combate lo hacía con zapatos y un arma, creyendo que su desnudez lo hacía invencible a las balas.

El general afirma haber matado muchos niños que ofreció a Satanás, a los cuales les sacó la sangre, el corazón, el cual se lo comía antes de una batalla. No es de extrañar porqué todos en todo el país, todavía le temen, a pesar de su conversión.

Jesús se le apareció como a Pablo

En 1996, Blahyi, tuvo un encuentro dramático con Jesús, durante una de las peleas más brutales en la historia de la guerra de Liberia, un encuentro que muchos consideran similar a la conversión del apóstol Pablo en el camino a Damasco.

Jesús, se le apareció como una luz cegadora y le dijo que moriría a menos que se arrepintiera de sus pecados, informó el Daily Mail.

Blahyi, aceptó a Cristo y pidió perdón por sus pecados, rápidamente puso sus armas, dejó atrás a sus soldados y se fue a un campamento de refugiados en Ghana, donde comenzó su proceso de conversión. Y ahora aboga por la paz y la no violencia.

“Lo siento. Lo siento”, dice Blahyi, aunque muchos creyeron en su arrepentimiento y su transformación, otros creen que está mintiendo. A pesar de las dudas, el ex caudillo sigue demostrando su entrega predicando el Evangelio a todas las personas que encuentra.

En la actualidad es presidente y fundador de End Time Train Evangelistic Ministries en Ghana, fundado en 1999, y que está vigente en lugares remotos de África, entre ellos Togo, la República de Benin, Nigeria , Chile , República de Guinea, y Liberia, su tierra natal.

La película saldrá al aire el 22 de enero del 2012 en el Documentary Channel. En una entrevista que ofreció Blahyi en el 2010, al periódico Daily Mail dijo: “Creo firmemente que la Biblia dice que Dios me ha perdonado”, explica. Blahyi, quien está dispuesto a ser juzgado y ahorcado por sus crímenes de guerra en La Haya, si es esa la manera para solucionar el dolor que provocó a tantas personas.

FUENTE: NOTICIACRISTIANA.COM

El abrazo entre fútbol y fe evangélica en Brasil crea tensiones

El abrazo entre fútbol y fe evangélica en Brasil crea tensiones

 

En Brasil ha crecido la manifestación pública de la fe y la afiliación de jugadores a comunidades religiosas, especialmente evangélicas. Un fenómeno que ha saltado al debate en los medios.

27 DE DICIEMBRE DE 2011, SAO PAULO (BRASIL)

Una de las más notorias manifestaciones de fe vistas en un campo de fútbol se produjo en la final de la Copa Confederaciones en 2009, cuando  el equipo brasileño al completo se abrazaron para orar juntos . La anécdota -que no pasó desapercibida a la FIFA,  que ha prohibido este tipo de manifestaciones  desde entonces- muestra cómo en Brasil son cada vez más comunes las muestras de fe en el terreno de juego.

Fútbol y religión, sin duda, son dos grandes pasiones en Brasil, pero para algunos la mezcla de ambas ha ido demasiado lejos en el máximo nivel profesional de ese deporte en el país.

Emerson Leão, ex portero de la selección brasileña y actual entrenador del Sao Paulo, ha sido una voz crítica al respecto.  El entrenador considera que hay líderes religiosos que pueden llegar a influir más en ciertos equipos que los propios técnicos.

“Ya dirigí un equipo que, de veinte jugadores, dieciséis eran de una comunidad cristiana evangélica. Uno hablaba aquí y el pastor cambiaba allá. Dije: ‘Presidente, vamos a actuar’. Y él respondió: ‘Pero Leão, entonces nos vamos a quedar sin jugadores’”. Es el relato del entrenador en una entrevista al diario Folha de Sao Paulo.

 ¿PROTAGONISMO EXCESIVO?
 La presencia religiosa está lejos de ser algo nuevo en el fútbol en Brasil, el país que ha ganado la Copa del Mundo más veces (cinco) y es al mismo tiempo la nación con más católicos en el planeta y una comunidad pujante y creciente de evangélicos. Sin embargo, algunos como Leão creen que esa presencia ha adquirido un peso excesivo.

“No es nueva, pero recientemente ha llegado a un punto de exageración”, dijo Juca Kfouri, uno de los periodistas deportivos más reconocidos de Brasil. “Es un fenómeno más de este siglo”, agregó.

Kfouri recuerda la ola de críticas que recibió por haber denunciado en 2009 lo que a su juicio fue un “proselitismo religioso” de los jugadores de la selección nacional al ganar la Copa de Confederaciones en Sudáfrica. El mediocampista Kaká, que en esa ocasión se quitó la camiseta brasileña para mostrar otra que vestía debajo con la leyenda en inglés “Yo pertenezco a Jesús”, dijo tiempo después que Kfouri es ateo y lo perseguía por ser creyente.

El periodista cree que  el fenómeno de la influencia religiosa en el fútbol brasileño corresponde sobre todo a la fe evangélica y está presente “en la mayoría” de los clubes profesionales del país.

Según el periodista, “se reúnen para orar en la concentración y quien no participa es mal visto: quieren forzar a todo el mundo a tener la misma religión, a pagar el diezmo”, afirmó. A su juicio, este tema es un “tabú” en Brasil.

 UNA EXPRESIÓN PÚBLICA DE LA FE
 

Eloísa Martín,  una profesora de sociología en la Universidad Federal de Río de Janeiro (UFRJ) que estudió la relación entre fútbol y religión, cree que en Brasil la polémica está vinculada al modo en que los evangélicos expresan su fe.

 “Los evangélicos tienen una práctica pública (de la religión)”, dice Martín.  En los sectores populares de donde provienen la mayoría de los futbolistas es común unir la vida cotidiana a lo sagrado y “es impensable para ellos entender el mundo de otra forma”.

“Entonces  es obvio que van a orar antes de salir a jugar  y es obvio que van a decir: ‘Erré el penalty porque Dios está poniendo a prueba mi orgullo’” o porque sea un ‘castigo’ por pecados cometidos”, indicó.

En sus declaraciones a Folha, Leão dijo estar “cansado” de escuchar a futbolistas que creen que fallan un penalty por mandato divino y que en el futuro Dios les va a reservar cosas mejores.

 TESTIMONIO FIRME
El futbolista uruguayo Sebastián  “Loco” Abreu , que ha jugado en 17 clubes de América Latina, Europa e Israel y actualmente lo hace en el Botafogo carioca, cree que la religión ocupa un lugar especial en el deporte rey brasileño.

 “La oración y el respeto a la palabra del Señor es fundamental y lo tratan de transmitir constantemente, tanto a compañeros del equipo como a hijos y amigos” ,  dijo Abreu a BBC Mundo. Sin embargo el delantero, que también jugó en el Gremio de Porto Alegre, negó que en Brasil hayan intentado imponerle alguna creencia específica.

“Yo soy muy creyente, tengo un santuario”, dijo en alusión a un símbolo religioso personal que lleva siempre a los partidos que juega, ya sea a nivel de clubes o de la selección uruguaya. “Y en ningún momento me lo han hecho sentir como algo negativo sino que lo han respetado”, explicó el delantero, sabiendo que los evangélicos -de acuerdo a sus creencias- no llevan ninguna imaginería religiosa.

 Antonio Jorge Gonçalves Soares, otro profesor de la UFRJ que investiga los vínculos entre deportes y ciencias sociales, observó de cerca la religiosidad de futbolistas brasileños durante un trabajo de campo sobre ellos en Portugal y ve a los evangélicos como una red de ayuda positiva.

“Varios atletas no evangélicos y no creyentes son invitados por otros atletas evangélicos que hacían cultos durante la semana en sus propias casas”, dijo a BBC Mundo. Eso también permitía a los futbolistas pertenecer a una red social donde unos se ayudan a otros, ser vistos por los clubes como profesionales más disciplinados e incluso canalizar tensiones.

“La religión”, según Gonçalves, “funciona como un espacio de seguridad en un mundo que es muy inseguro”. Y en este sentido, sí que no hay color si se compara el estilo de vida familar, profesional y familiar de unos y otros.

Fuentes: BBC Mundo
© Protestante Digital 2011

Mayas no pronosticaron fin del mundo

Científicos rechazaron que en los vestigios de la cultura maya se encuentren profecías sobre el fin del mundo y grandes cataclismos en diciembre de 2012, como aseguran algunos hoy. En la edición de mayo-junio de la revista Arqueología Méxicana, editada por el Instituto Nacional de Antropología e Historia de México, el norteamericano Anthony Aveni analiza el contenido de los códices mayas y asegura que “al examinar los datos científicos y culturales, las predicciones de un cataclismo fechado resultan muy dudosas”.

Aneni, especialista en astronomía y antropología de la Universidad de Colgate, Nueva York afirmó que las “lecciones históricas y logros de los mayas, y de otras culturas antiguas complejas, tienen un atractivo intrínseco. ¿Por qué revestirlas entonces con atuendos occidentales?”.

Seria refutación

El científico estadounidense Anthony Aveni señala que en los últimos años han proliferado visiones catastróficas que se atribuyen a los mayas de que “el 21 de diciembre de 2012 el sistema calendario maya retornará a cero para reiniciar su ciclo de cinco mil 125 años”. Ante este cierre del ciclo, los profetas modernos auguran que un agujero negro en el centro de la galaxia, al alinearse con el Sol romperá el equilibrio, y el Astro Rey “arrojará una gran cantidad de partículas. Se modificará el eje magnético de la tierra y las consecuencias serán nefastas”. “Tan sombrías predicciones pueden refutarse seriamente mediante argumentos científicos y culturales”, asegura Aveni. Las opiniones del experto norteamericano son respaldadas por varios especialistas, que tampoco aceptan la teoría de que los mayas pronosticaron el fin del mundo.

No hay profecía

El profesor Nikolai Grube, de la Universidad de Bonn, asegura que “No hay ninguna profecía sobre el fin del mundo en 2012 en los códices mayas”. Añade que “en ninguno de los tres manuscritos mayas, se han encontrado señales de profecías apocalípticas relacionadas con una fecha concreta. Cualquiera que revise los códices mayas en la búsqueda de evidencia para las profecías, como sugieren los seguidores del ámbito esotérico, se desilusionará”, asevera Grube. También los mexicanos, Mercedes de la garza, especialista en historia y en estudios mayas, y Guillermo Bernal, epigrafista, historiador y arqueólogo, desechan cualquier vaticinio catastrofista, una idea que, según los expertos, es descartada matemática y culturalmente por los registros mayas que han llegado hasta nosotros en códices y glifos.